LA VILLA ROMANA DE BAD DÜRKHEIM

Alemania – Renania-Palatinado  /   (Germania Superior)

 

La ciudad-spa de Bad Dürkheim está situada al oeste de Alemania, en el estado de Renania – Palatinado. Se halla en el límite del Bosque del Palatinado, en la Ruta del vino alemán, a 30 km. de Kaiserslautern. Esta turística localidad, dedicada principalmente a la industria vitivinícola, cuenta con tres interesantes lugares relacionados con las eras celta y romana: la villa rústica de Ungstein, la cantera romana del Kriemhildenstuhl, y el anillo celta Heidenmauer.

 

La villa romana de Ungstein-Bad Dürkheim es una de las de mayor tamaño descubiertas en el Palatinado, con una extensión longitudinal de la domus señorial de 150 m. de fachada. La principal actividad de la villa era la producción vitivinícola y estuvo en activo hasta mediados del siglo IV d.C., probablemente destruida por los alamanes en el 352 d.C. Las excavaciones arqueológicas sacaron a la luz los cimientos de al menos once edificios, contando el destinado a residencia de los propietarios con quince habitaciones. También se descubrió una dependencia destinada al prensado del vino.

 

Villa romana de Bad Dürkheim (foto: Oliver Jehl)

 

Al norte de Bad Dürkheim se encuentra el Kriemhildenstuhl, una antigua cantera romana explotada en torno al 200 d.C. por la Legio XXII Primigenia, cuya base de operaciones estaba situada en Mogontiacum (Mainz). Una de las particularidades de esta cantera son los signos esculpidos por los propios legionarios en la piedra de la cantera. El lugar es propiedad del Drachenfels-Club, sociedad fundada en 1873 para preservar los monumentos de Bad Dürkheim.

 

Kriemhildenstuhl – Cantera romana (foto: Immanuel Giel)

 

En las capas inferiores de la cantera se encuentran inscripciones y dibujos realizados, en un gran estado de conservación. Se pueden observar grabados con caballos o con el emblema de la Legio XX Primigenia, el capricornio. Las inscripciones mencionan a los propios miembros de la Legión, como Quinto Purpurio, los soldados Gettonius, Ursus y Dossus, o el signifer Dativo Proculo, y también dedicaciones a Júpiter y el emperador Septimio Severo.

 

Kriemhildenstuhl. Inscripción de un caballo (foto. Dietrich Krieger)

 

En la cima de la cantera se encuentra el Heidenmauer, un recinto fortificado celta de 26 Ha., datada en torno al 500 a.C., en la era de Hallstatt. Este poblado celta se hallaba protegido por un anillo o muralla circular, de dos kilómetros y medio de longitud, del tipo murus gallicus.

 

Heidenmauer
Heidenmauer – reconstrucción.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *