NÎMES 2012. LA GUERRA DE TROYA

LES GRANDS JEUX ROMAINS – Nîmes (Francia)

 

Durante el último fin de semana de abril del 2012 pudimos asistir en Nîmes a la celebración de la tercera edición de  «LOS GRANDES JUEGOS ROMANOS – LES GRANDS JEUX ROMAINES«. Este festival es uno de los mayores eventos de recreación histórica romana del mundo. Cada edición cuenta con más de 500 participantes de toda Europa: la Legio VI Victrix (Francia), la Legio I Consularis – AERA (Francia),  la Cohors III Praetoria (Italia), la Legio XII Fulminata (Italia), la Legio VI Ferrata (Italia), la Legio XI CPF (Suiza), o los grupos Athenea Promakhos (España), Ars Maiorum (Francia), o Ambiani (Francia), entre otros. Cada una de las dos representaciones realizadas en 2012, tuvieron lugar en el incomparable marco del anfiteatro romano de Nîmes, con la presencia de ¡¡¡ más de diez mil espectadores !!!

 

Nîmes. Anfiteatro romano (foto: Sergio Geijo)

 

Los Grandes Juegos de Nîmes rememoran la visita del emperador romano Adriano a la colonia de Nemausus en el 122 d.C., durante el quinto año de su principado. Una visita sin duda alguna excepcional y que debió de contar con unos fastuosos juegos para celebrar el evento.

 

El primer acto relevante fue la Ceremonia del Culto Imperial, que se desarrolló en los aledaños del imponente templo romano conocido como la Maison Carrée. En ella, los flamines, guardianes del culto imperial, proponen una ceremonia en honor del emperador Adriano, donde tienen lugar los ritos tradicionales de la invocación, la oración, la libación y el sacrificio.

 

Juegos Romanos de Nîmes – 2012 (foto: Sergio Geijo)

 

Tras la ceremonia tuvo lugar el desfile triunfal del emperador, por el boulevard Victor Hugo. Adriano, recién llegado de Britannia, desfila victorioso con sus legionarios, las tropas auxiliares y los mercenarios celtas que han combatido a su servicio. Junto a ellos se encontraban también los participantes, ofrecidos a los habitantes de Nîmes para los Grandes Juegos: prisioneros de guerra, caballeros y gladiadores.

 

Los Grandes Juegos Romanos de Nîmes (foto: Sergio Geijo)

 

El espectáculo por excelencia tuvo lugar por la tarde. Durante dos horas, los privilegiados espectadores localizados en el anfiteatro de Nîmes  fuimos testigos de las espectaculares representaciones históricas que se llevaron a cabo: la pompa militar, la Guerra de Troya, la captura de pictos y los ejercicios ecuestres, el munus de gladiadores y el exercicium, la batalla final.

 

Les Grands Jeux Romaines 2012 (foto: Sergio Geijo)

 

La Pompa militar.- Precediendo a la entrada del Emperador, desfilaron por la arena del anfiteatro las legiones romanas y las tropas auxiliares. La llegada de Adriano a la arena, acompañado de su guardia pretoriana y de su esclavos personales fue jaleada por sus fieles soldados, ante la suspicacia de los innumerables espectadores galos… El Emperador fue posteriormente recibido por los ediles de Nemausus, así como por el General Macrino.

 

Les Grands Jeux Romains 2012. Nîmes (foto: Sergio Geijo)

 

La Guerra de Troya.- El Emperador, gran amante de la civilización griega, propuso a sus ciudadanos la recreación de la Guerra de Troya, una historia que trajo, como una de sus consecuencias, la fundación de Roma por parte del héroe troyano Eneas. El acto consta de tres partes: el «rapto» de Helena, el enfrentamiento del héroe griego Aquiles y el troyano Héctor y, finalmente, el célebre episodio del Caballo de Troya, recreado con un imponente caballo de seis metros de alto y cinco de largo, en cuyo vientre se esconden siete soldados griegos…

 

Les Grands Jeux Romaines. La Guerra de Troya (foto: Sergio Geijo)

 

Ejercicios de captura de pictos y ecuestres.- En el regreso de Britannia, Adriano trae consigo prisioneros pictos capturados en la frontera septentrional del Imperio en Britannia, en Caledonia (actual Escocia). Los prisioneros deberán de tratar de cruzar la arena, sorteando todo tipo de obstáculos, para conseguir la libertad… o la muerte. Tras este tenso acontecimiento, tuvo lugar una competición entre caballeros galos y romanos, con el público nimesino como juez imparcial…¿o no?

 

Les Grands Jeux Romaines 2012 (foto: Sergio Geijo)

 

El munus.- El espectáculo de gladiadores se inició con el desfile de los mismos por la arena de Nîmes. A continuación, se dió comienzo a los combates por parejas: provocator contra provocator; tracio contra mirmillón; y el combate por equipos, sobre un puente, entre los retiarios y los secutors. Tras las luchas de gladiadores, el anfiteatro se transformó en un circo, para dar cabida a una colosal carrera de bigas  entre los afamados áurigas Lucius y Caius de Arelate (Arlés). El apogeo de los Juegos llegó con el exercicium, la batalla final entre las legiones de Roma y los celtas. En esta ocasión, los mercenarios celtas, al servicio del Emperador, participaron en el rol de enemigos de Roma…

 

Alrededor del anfiteatro romano se agolpaba un numeroso mercado de artesanos donde podemos ver ¡y comprar! objetos de artesanía, joyas y productos de la época romana. En este lugar también se encontraban acampados los diferentes grupos de legionarios o de tropas galas, que nos enseñaban sus técnicas de combate y el uso de sus temidas armas de artillería, como los escorpiones romanos…

 

Les Grands Jeux Romaines 2012 (foto: Sergio Geijo)

 

Durante todo el fin de semana tuvieron lugar diversas actividades paralelas, como los talleres para niños, por las mañanas, en la arena del anfiteatro, con talleres para pequeños gladiadores, legionarios o galos.

 

Les Grands Jeux Romaines 2012 (foto: Sergio Geijo)

 

En definitiva, un espectáculo único que, si no lo has podido disfrutar en directo, esperamos lo hayas podido vivir con VIATOR IMPERI.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *