BEIRUT, EL HOGAR DE LAS LEGIONES V Y VIII

Líbano – Beirut  / IULIA AUGUSTA FELIX BERYTHUS  (Syria)

 

Beirut es la capital del Líbano. Está situada en una península en la mitad de la costa libanesa, entre el  Mar Mediterráneo y los montes del Líbano. Dista 94 km. de la frontera con Israel y 86 km. de la capital siria, Damasco.

 

La Beroth, fundada por los fenicios, fue ocupada por las legiones romanas de Pompeyo en el 64 a.C, poniendo fin a la anarquía existente en estos confines del Imperio seléucida. Según Estrabón, dos legiones fueron estacionadas en Berythus por Agripa, la Legio V Macedonica y la Legio VIII Augusta. Adquirió el rango de ciudad romana como Colonia Iulia Augusta Felix Berythus en el 14 a.C., asentándose en ella los veteranos licenciados de las legiones mencionadas. Su fama le vino dada por la Escuela Jurídica fundada bajo el Principado de Septimio Severo (193-211 d.C.). Justiniano I, en el siglo VI d.C., la reconoció como una de las tres facultades de derecho oficiales del Imperio. La antigua Berythus fue destruida completamente por un terremoto en el 551 d.C. Continuó en ruinas hasta su conquista por los musulmanes en el 635 d.C.

 

Los bombardeos de la capital durante la cruenta guerra civil libanesa (1975-1990) pusieron al descubierto los restos de unas termas romanas, a los pies del lado derecho del Parlamento libanés. Han sido objeto de una cuidadosa remodelación tras  las excavaciones de los años 1995-1997.

 

Beirut. Termas romanas (foto: Thomas Stellmach)

 

Entre los vestigios de la época romana, destacan las cinco columnas encontradas en las inmediaciones de la Catedral maronita de San Jorge. Fueron halladas en 1963 y debían pertenecer a un gran soportal de la Beirut romana. Igualmente, en las cercanías de la catedral cristiana se halló una exedra romana. Este edificio cultural semicircular fue trasladado en 1963 al Boulevard Charles Helou, cerca de la entrada oriental del puerto nuevo.

 

Beirut. Columnas romanas (foto: rougtete)

 

Uno de los dramas del Beirut moderno es la conservación de su pasado. Según denuncian los arqueólogos, decenas de vestigios fueron descubiertos y destruidos durante la reconstrucción del centro de Beirut tras la cruenta guerra civil. Uno de estos ejemplos fue el descubrimiento en el 2008 de las ruinas del hipódromo de la antigua Berytus, en Wadi Abu Jmil, en el centro de la capital libanesa. En una superficie de 3.500 m2, se hallaron restos de una sección del graderío, parte de la spina donde se elevaría algún obelisco egipcio, decenas de columnas y un tramo de cien metros del muro del edificio. Por desgracia, un proyecto inmobiliario, casualmente promovido por un ministro del gobierno libanés, puso punto final a las esperanzas de recuperación de este espacio cultural que hubiera permitido potenciar el turismo y generar un nuevo espacio verde y de ocio para los habitantes de la ciudad. .

 

El Museo Nacional de Beirut, uno de los más importantes de Oriente Medio, abrió nuevamente sus puertas al público en 1999, tras dos décadas de oscuridad al estar situado en la línea verde que delimitaba a los dos bandos durante la  guerra civil. La magnífica colección del Período romano abarca desde el 64 a.C., con la entrada de Pompeyo en el actual Líbano, hasta el 395 d.C., momento de la muerte de Teodosio y que dio pie a la división del Imperio Romano en dos: el Imperio de Oriente y el de Occidente. El primero de ellos, forma el siguiente período de la colección del Museo: el Período Bizantino (395 d.C. – 636 d.C.).

 

Beirut. Museo Arqueológico (foto: Ignacio Gallego)
Beirut. Museo Arqueológico. sarcófago romano s. II d.C. (foto: Steve Damron)

 

 

Más información.

MUSEO NACIONAL DE BEIRUT  (Mathaf. Beirut)

HORARIOS: Martes a domingos de 9:00 a 17:00. Cerrado lunes y festivos.

TARIFAS 2015: Adultos… 5.000 L.P.

CONTACTO: +9611612260

 WEB: www.beirutnationalmuseum.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *